Botiquín de viaje con niños

Para muchos el cambio de julio a agosto significa el comienzo de las ansiadas vacaciones de verano, y eso en muchos casos significa viaje. Nosotros este año pondremos rumbo a Escocia. Hay muchísima gente que cuando le hemos dicho que nos vamos de vacaciones “más al Norte que la latitud en donde vivimos” se han escandalizado. Nosotros ya hemos hecho un máster en viaje, y sobre todo, en viajar sin demasiadas cosas, pero siempre hay algo en lo que no me gusta escatimar (aunque deseo que nunca lo utilicemos) es el botiquín que nos llevamos de viaje.

Aquí os muestro de que se compone nuestro botiquín viajero:

Suero fisiológico y compresas estériles – Esto sirve para todo. No recuerdo un sólo viaje en el que no hay autilizado el suero para algo. Además de que es un elemento baratísimo y que no ocupa casi espacio.

f6

Paracetamol – Aquí está en la versión jarabe para niños, pero lo tenemos en comprimidos para adultos. Nunca sabes cuando te va a dar un dolor de cabeza o un pico de fiebre.

f2

Antidiarreicos – Para adultos y para niños. Escocia no es famosa por provocarle problemas intestinales a los turistas, pero más vale prevenir, que una diarrea te puede arruinar un día de vacaciones.

f5

Antiséptico – Con dos “trastos” como los nuestros, las heridas están siempre a la orden del día. Es verdad que con el suero las podemos limpiar, pero un antiséptico no ocupa mucho y es más específico.

f3

Tiritas – las de los peques con dibujos, las nuestros un poco más serias. Siempre son útiles.

f7

Antimareos – Nuestro pequeo Fernando se marea un poco en el coche (algo que nunca le pasó a Rafael). Así que para evitar que él se ponga malo, y que a nostros nos toque limpiar la parte trasera del coche, nos llevamos un jarabe a base de plantas para evitar los mareos.

f1

Colirio – Como ya os contamos en esta entrada, los pequeños y nosotros pillamos una conjuntivitis en Lisboa y nos tocó pedir en una farmacia medio por gestos, medio en inglés, medio en español, colirio. Con lo pequeño que es el bote y lo mal que lo pasamos con aquello, ahora lo llevo siempre en nuestro botiquín.

f9

Termómetro – lo de darle un beso en la frente está bien para salir del paso, pero mejor saberlo con certeza con un termómetro.

f10

Golpix – Éste no va exactamente en el botiquín, sino que lo llevamos directamente a mano en la mochila. Es a base de extractos de plantas y calma cuando se dan un golpe y ayuda a bajar la inflamación.

f4

El propio botiquín – Ésta bolsa tan mona es de Primark y cuesta menos de 5 euros. Cabe todo perfectamente, es impermeable y ocupa poco espacio.

f11

¿Vosotros qué os llévais en el botiquín de viaje? ¿créeis que nos hemos dejado algo?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: